Abraham Onofre / Culiacán, Sin.

Este viernes, diputados de Sinaloa aprobaron por unanimidad una nueva “Ley Anti-Chancla”, que como su nombre lo indica, busca detener el castigo corporal como medida disciplinaria, y aunque tiene un nombre chusco, la verdad es que trata un tema bastante de vital importancia.

Fue bautizada así por el arma de destrucción favorita de la madre mexicana, aunque el calzado no es el único interés de esta nueva “Ley Anti-Chancla”, ya que, de acuerdo a la legislación, también quedarán prohibidos los pellizcos, zapes, patadas, empujones, ganchos al hígado, quebradoras, hurracarranas y cualquier otra clase de agresión física que s ele pueda ocurrir.

Esta nueva legislación se aprobó de manera unánime y es una propuesta de la Comisión de Equidad, Género y Familia. Esta nueva ley es una reforma a la fracción VIII del artículo 83 de la Ley de los Derechos de Niñas, Niños y Adolescentes del Estado de Sinaloa.

El nuevo código en Sinaloa específica “Abstenerse de cualquier atentado contra su integridad física, psicológica o actos que menoscaben su desarrollo integral; así como de ejercer cualquier tipo de violencia en su contra, en particular el castigo corporal. El ejercicio de su patria potestad, tutela o guarda y custodia no podrá ser justificación para incumplir la obligación prevista en la presente fracción”.

Valora este artículo
(0 votos)

Deja un comentario

San Carlos
Melitón Lozano

Contador de Visitas

 

contador de visitas para blog

Volver