×

Aviso

Folder doesn't exist or doesn't contain any images

Opinión Libre / Hipólito Contreras 

Hay naciones en el mundo que han desarrollado la cultura de la bicicleta, Cuba, China, entre otros, utilizan mucho este medio de transporte, en México apenas inicia, el estado de Jalisco ya llevan algunos años promoviéndolo. En Puebla se dan ya los primeros pasos.

Es que no se puede, no se debe continuar con la cultura del automóvil, su reproducción es como los ratones y cucarachas, millones y millones, se convierte en una plaga dañina para todos.

Hoy el mundo basa su transporte en la gasolina, combustible contaminante que daña la atmósfera, es uno de los factores que han generado el cambio climático, y con ello la elevación de la temperatura.

Entonces mientras no se sustituya la gasolina por otros elementos, el uso de la bicicleta es la solución no sólo para bajar o reducir los niveles de contaminación, sino para hacer de las zonas urbanas espacios más libres y más grandes para vivir.

Vamos a ver, un auto por pequeño que sea ocupa un espacio promedio de 10 metros cuadrados en la calle y sólo puede transportar a una persona, si en una cuadra hay 100 autos circulando están ocupando mil metros cuadrados como mínimo, el número de autos que hay en una calle o avenida suman miles, al grado de que no pueden avanzar, se pierden horas, se contamina por muchas horas, la gente llega tarde a su trabajo, a la escuela, a sus compromisos, a pesar de tener vehículo.

Si el sueño de cada ciudadano es tener un auto en Puebla se puede llegar digamos a 4 millones de autos en los próximos 10 años, esto sería una locura, por cada tres ciudadanos habrá un auto, por lo menos.

Las calles y avenidas serán insuficientes para tantos autos por más que traten de ampliar la infraestructura vial, la mega ciudad estará súper llena de autos, será una ciudad  inhabitable, caliente e insoportable.

Sustituir autos al cien por ciento no se puede en el corto plazo, pero se pueden ir aplicando alternativas para logar su reducción, la bicicleta es una de ellas.

Si se lograra que por lo menos cincuenta por ciento de la población use bicicleta para transportarse se notaría de inmediato, calles más despejadas, más libres, el aire sería mejor y con menos contaminantes.

Desde el anterior gobierno estatal y municipal se iniciaron acciones para promover el uso de la bicicleta con fines recreativos, hoy ya tenemos algunas ciclovías, empresas que rentan bicicletas, eso ya es bueno, pero falta mucho por hacer, pero ya se están dando los primeros pasos.

No se trata sólo de usar la bicicleta con fines recreativos o turísticos sino como un medio de transporte, que la gente vaya a la escuela, a las empresas, a donde sea, en bici, que deje su auto en casa.

Para que la bici se use como medio de transporte se necesitan dos cosas, la infraestructura y la bicicleta.

La infraestructura es un carril adecuado y protegido para que los ciudadanos circulen con seguridad ante la posibilidad de accidentes, las ciclovías deben estar protegidas con elementos de protección como muros de contención, barras metálicas, mismos que actúen como escudos de protección.

Debe haber un reglamento de tránsito para bicicletas, señalética, y todo lo necesario para que haya orden en el uso de este medio de comunicación.

Toda la ciudad puede llenarse de ciclovías lo que permita a todos los ciudadanos usar la bici, deben hacerse campañas en los medios de comunicación para promover este medio de transporte, las ventajas y los beneficios que se obtienen.

Autos y bicis podrán convivir, lo que será una muestra de una ciudad en desarrollo sustentable, una ciudad que lucha por lograr una armonía con los recursos, una ciudad que se esfuerza por lograr mejores niveles de vida para sus habitantes.

Sí al mismo tiempo que se promueve el uso de la bici, se trabaja en dotar a la ciudad de más áreas verdes, de más árboles por todas partes, en cada calle, en cada cuadra, la ciudad se transformará, será una ciudad bonita, amable, habitable, fresca, con gente consciente y responsable.

Esto no es un sueño, se puede hacer realidad con un buen gobierno, con educación, y con una generación que luche por cosas buenas, que ame la vida, los recursos, el agua, el aire y las especies.

Bien porque ya se ha empezado y estoy seguro que la gente responderá, cada vez veremos más gente en bici, que desde hace tiempo quería andar pero no lo hacía porque las condiciones eran adversas y peligrosas.

En la medida en que se vayan abriendo más ciclovías pero con fines de transporte, los ciudadanos irán incorporándose. 

Estas son las medidas que se reconocen, se aplauden, se aprueban, queremos que en los siguientes seis años Puebla destaque a nivel nacional y mundial en el uso de la bici como medio de transporte.

Bien por las asociaciones civiles que impulsan este proyecto, bien porque sin fines de lucro trabajan todos los días en este tema, bien porque el gobierno estatal y gobiernos municipales las atienden, escuchan y apoyan. El proyecto se ha iniciado hay que seguirlo, es bueno para Puebla.

 

Valora este artículo
(0 votos)

Deja un comentario

Contador de Visitas

 

contador de visitas para blog

Volver