“Un día odias a Trump, al otro piensas como el”

La juventud del mañana

Natalia López

A lo largo de esta semana, conocimos la ruta de la “Caravana de migrantes” que se dirige a Estados Unidos. Al mediodía del pasado viernes se viralizaron fotos y videos de los centroamericanos rompiendo una reja metálica y pasando por encima de los elementos de la policía federal.

Minutos después el descontrol provocó que los elementos de la policía federal  lanzaran gases lacrimógenos, a lo que los migrantes respondieron lanzando piedras y se replegaron. Enmedio de todo este suceso, se encontraban mujeres y niños lesionados.

Me resulta alarmante poder notar que no medían el peligro que estaban pasando, pero también se ve la necesidad de estar en lugar mejor y luchar por ello. Me impresiona también ver las imágenes de los reporteros heridos, de diferentes medios nacionales y locales, además de elementos de la policía federal. 

El criticar su entrada violenta al país y la respuesta de las autoridades mexicanas son dos escenarios diferentes que analizar. En el primero se ve una población que huye de su país natal arriesgando a su familia pero que busca mejores condiciones de vida. En el segundo es el trabajo de la policía federal que debe actuar ante un inapropiado modo de entrar a nuestro país. Aunque la forma violenta de ambas partes indigna a cualquiera. 

Las opiniones de las personas en redes sociales se volvieron trending topic. Los diferentes comentarios se manifestaban, unos a favor de brindar apoyo y hospitalidad a “nuestros hermanos que merecen todo el apoyo de los mexicanos”; pero la otra postura en las redes afirma que se volverían un peligro, porque al llegar a nuestro territorio no iban a encontrar trabajo y se verían vulnerables ante los grupos delictivos. 

Recordar que siempre se ha defendido a nuestros migrantes que van en busca del sueño americano ante Donal Trump, pero que hoy muchos mexicanos piensan de la misma forma con los inmigrantes centroamericanos. ¿Se ve una doble moral en nuestra sociedad?

Se deben analizar las dos caras de la moneda, se piensa y se rechaza a Trump Donald Trump. Pero si la caravana sigue avanzando el presidente estadounidense tomará medidas que afectara” la frontera con México. Por otro lado el presidente electo propone buscar soluciones, abrir albergues, que se cuiden a los niños que están pasando por estas circunstancias.

 

Me parece que México no tiene que dar la espalada, tiene que ayudar y establecer reglas para este hecho; porque muchos han sido migrantes y saben que el camino no es fácil. Su objetivo para ellos es llegar a Estados Unidos y tener un futuro mejor. 

 

Valora este artículo
(0 votos)

Deja un comentario

Contador de Visitas

 

contador de visitas para blog

Volver