Mauro González Rivera/Puebla, Pue.

Manuel Velasco Coello, llevado al poder por el Partido Verde Ecologista de México, logra adjudicarse un récord difícil de igualar, porque en 24 horas solamente logró separarse del cargo de Senador de la República, logrando la aprobación de su licencia, retornar al estado de Chiapas y volverse a sentar en la silla gubernamental, donde obtendrá de su Congreso una nueva licencia para volver a la Cámara de Senadores toda vez que su periodo concluye el 31 de diciembre de 2018.

 El Niño Verde Chiapaneco, travieso y juguetón, sorprendió a todos con esta jugada y provocó el encono entre Morenitas que primero votaron en contra  para negarle la licencia y por esas cosas raras de la vida, a las pocas horas se revocó la negativa y votaron a favor para, entonces sí, aprobarle su solicitud al influyente jovenazo.

 Todo esto provocó una ola de críticas de los comentaristas de los medios noticiosos nacionales, señalando que con todo y que MORENA cuentea con mayoría en las dos cámaras, en la de Senadores se volvió a las andadas de siempre, pero lo peor de los señalamientos los cargó el Niño Verde Chiapaneco,  por su autoritario proceder como político.

 Manuel Velasco Coello, termina su mandato el 7 de diciembre, por lo que la incorporación a su curul en la Cámara de Senadores, la hará después de que Andrés Manuel López Obrador, haya rendido sui protesta como Presidente de México. Pero el Niño Verde Chiapaneco, podría hacer una nueva travesura y solicitar licencia para estar en la ciudad de México el primero de diciembre.

 En junio de 2018, durante las elecciones federales de este año, el Partido Verde Ecologista de México, modificó su lista de candidatos plurinominales  al Senado de la República, para poder  incluir a Manuel Velasco Coello  como candidato en la segunda posición de la lista del verde, a pesar de que la constitución política  prohíbe  a los gobernadores postularse a ese cargo durante su mandato. Pero el 30 de junio el Instituto Nacional Electoral decidió validar la postulación del chiapaneco, basándose en el caso de Miguel Ángel Mancera, Jefe de Gobierno de la Ciudad de México, que fue incluido en la lista de plurinominales del Partido Acción Nacional, a pesar de incumplir con la misma prohibición. En ambos casos el INE consideró que la restricción aplicaba solo a la postulación en primera y segunda fórmula, pero no en las listas plurinominales.

 El 24 de agosto el Congreso de Chiapas modificó la Constitución del Estado para permitir que el gobernador tomara licencia del cargo, autorizando a Velasco Coello dejar sus funciones como titular del Ejecutivo el 28 de agosto para asumir el cargo como Senador de la República el primero de septiembre. y el 4 de septiembre pidió licencia para poder volver al gobierno del estado de Chiapas hasta el término de su mandato.

 ¡Así se las gasta el Niño Verde Chiapaneco!

 Otro escandalito suscitado el mismo 4 de septiembre, fue el que protagonizaron en la Cámara de Diputados el reconocido bóxer-man Porfirio Muñoz Ledo y el aguerrido Gerardo Fernández Noroña, diputado por el Partido del Trabajo, debido a que la  mayoría parlamentaria en San Lázaro, negó al segundo el uso de la palabra en la tribuna.  Cuestionó el legislador al presidente de la Mesa Directiva, Muñoz Ledo, quien cumplía con sus funciones con el librito en la mano sobre el reglamento de rigor. Mostró carácter y firmeza el líder camaral y las cosas solamente quedaron como una muestra más de todo lo que vamos a ver más adelante.  

 

 

Valora este artículo
(0 votos)

Deja un comentario

Contador de Visitas

 

contador de visitas para blog

Volver