Redacción / Ciudad de México.

Alejandra Juárez, una migrante ilegal mexicana que radicaba en Estados Unidos, fue deportada desde Florida, tras 20 años de vivir en este país, bajo la política de cero tolerancia establecida por el presidente Donald Trump.

Entre lágrimas de sus dos hijas, de 16 y ocho años, nacidas en Estados Unidos, Alejandra Juárez, de 38 años, abordó este viernes un vuelo desde el Aeropuerto Internacional de Orlando, tras agotar sus recursos de apelación para permanecer en el país.

Alejandra y su esposo, un infante de la Marina de Estados Unidos, Cuauhtémoc Juárez, ciudadano naturalizado quien dirige un negocio de techos, criaron a sus hijas Pamela y Estela, en Davenport, en el centro de Florida, hasta que en 2013 expuso su estado migratorio.

Luego de ese incidente, Alejandra se registraba regularmente con los funcionarios de Inmigración y Aduanas que le permitían permanecer en Estados Unidos, pues perseguían objetivos de mayor prioridad, como las personas con antecedentes penales, pero todo cambió bajo la política de “cero tolerancia” del presidente Trump.

La familia Juárez agotó todos los recursos legales para evitar la separación, sin embargo, Alejandra entró a Estados Unidos como indocumentada en 1998 y fue deportada, pero después regresó al país sin documentos migratorios legales.

La inmigrante mexicana dijo antes de partir que si pudiera hablaría con el presidente Trump, y le cuestionaría cómo podía permitir que esto sucediera, pues su esposo ha servido en la Marina de Estados Unidos, y es veterano de la guerra de Irak.

Valora este artículo
(0 votos)

Deja un comentario

EXPRESS

Contador de Visitas

 

contador de visitas para blog

Volver